miércoles, 30 de octubre de 2013

Adda Guevara y Chicabal con sus insectos

Es temporada de barriletes en Guatemala, pero me fui de colecta de insectos al Volcán Chicabal (Quetzaltenango). La salida de campo la efectué entre el 25 y el 27 de octubre del presente año.

Más contento porque tengo una entomóloga en ciernes mi auxiliar personal, mi hija - Adda Saraí - me acompañó a los bosques, subió la montaña, capturó insectos y no se quejó en ningún momento. Por costumbre y experiencia, he subido con equipo pesado y caminado en pendientes largas distancias, pero en ese lugar situado a más de 2800 msnm, con un pequeño esfuerzo la caminata se hace extensa. 

El vehículo que me han asignado, por el momento no ha tenido problemas en subir por la pendiente hasta el Área Protegida que es el área de registro de los turistas que visitan el lugar, sin embargo el retorno fue complicado porque aún cuando es de doble transmisión el motor se hace pequeño, para deslizarse por los suelos arcillosos, perdí cerca de 45 minutos tratando de subir por un pequeño tramo (cerca de 10 m) que finalmente superé luego de agregar troncos, piedras y algo de arena por los suelos lisos y pegajosos donde se deslizaban las llantas del pequeño Jeep.

En el kilómetro 103 aproximadamente me detengo por costumbre a estirar las piernas y tomar cafecito caliente, parada técnica obligada donde realizo algunas colectas de insectos que se encuentran entre la vegetación en floración (fotos 1-3).

FOTO 1. Vehículo asignado para los traslados al campo
FOTO 2. Una "esperancita" sobre la vegetación, Tecpán Guatemala (octubre 2013)

 FOTO 3. Escarabajos sobre una "flor amarilla", Tecpán Guatemala (octubre 2013)

En Chicabal se capturaron insectos siguiendo transectos, principalmente mariposas, se colectó hojarasca para los artrópodos del suelo y se capturaron insectos con trampas de luz (fotos 4 y 5). En el caso de la hojarasca se tiene por costumbre ubicar espacialmente 8 áreas dentro del Área Protegida, 5 se toman dentro del bosque sin perturbar y 3 de bosques cercanos a cultivos (con perturbaciones), además se revisan trampas para captura de abejas (euglosas), usando esencia (aceite) de clavo, las cuales se dejan durante 20 días aproximadamente (se revisan cada mes). 

La rutina que se sigue: salir de la ciudad capital entre las 6 a las 7 horas y se llega al lugar entre las 13:30 a las 14:30 horas. Se almuerza en el AP (Área Protegida) y se sube hasta el cuerpo de agua (Laguna Chicabal), en ese recorrido se toman muestras de suelo de los sitios llamados: cultivo 1, 2 y 3; así como de los bosques 5 y 4. Se revisan las trampas para abejas, y se colectan todos los insectos visibles entre la vegetación circundante entre los sitios seleccionados, donde se toman fotografías de las condiciones de cada lugar. En el cuerpo de agua se buscan insectos entre la vegetación cercana a la laguna y cercana en los sitios de donde se obtiene la hojarasca. Por la noche se sale de la Laguna y en el retorno, se espera en el punto más alto del Volcán (2860 m aproximadamente) y se coloca la trampa de luz. 

En la primera noche se coloca como costumbre una pantalla (cortina de tela) estirada con cuerdas entre los árboles, y se coloca otra cuerda por encima de la pantalla para sostener las lámparas de luz blanca que sirve como atrayente de los insectos nocturnos. Luego de colocada la pantalla se espera un momento para esperar que lleguen los insectos, muchos son mosquitos los cuales se capturan con aspiradores bucales. Mientras eso pasaba, fui a buscar entre la vegetación algunos insectos y tuve la suerte de capturar un "fásmido" quizás de los más grandes del país (28 cm aproximadamente) - luego subiré la foto -. El horario de captura nocturna es de las 18:30 horas hasta las 21:30 horas aproximadamente, y en cada hora se toma el registro de las condiciones de temperatura y humedad relativa. Lo de aproximadamente es relativo porque la captura puede suspenderse por algunas razones, p.e. que llueva muy fuerte, que no se presenten insectos o que haya mucho viento.
 FOTO 4. Adda Guevara siguiendo un transecto dentro del bosque 
 FOTO 5. Adda Guevara esperando que lleguen los insectos a las pantallas colocadas

Luego de pasar la noche se regresa al campamento base situado en la base del Volcán, donde se encuentra el área de los ranchitos (bungalows) o campamento base. Se prepara un deliciosa cena (emparedados o sopa, café caliente y pan). 

El día comienza con el registro de la vegetación en el área del campamento base, y luego del desayuno se vuelve a subir hasta la Laguna siguiendo una ruta diferente, para obtener muestras de hojarasca de los bosques 1, 2 y 3; revisión de las trampas para abejas; y captura de mariposas en transectos durante la mañana (entre las 9 hasta las 14 horas) y el medio día para aprovechar el horario del sol (que calienta el ambiente).Luego de hacer ese recorrido se almuerza y se regresa a la ciudad capital, en estos tres meses (septiembre, octubre y noviembre) solo se hará una noche de captura de insectos, razón por la que se regresará a la ciudad capital entre las 20 y las 21:00 horas. Se atraviesa toda el área de niebla desde San Martín Sacatepéquez hasta el Valle de Chimaltenango. En el área de Tecpán (Guatemala) se observó la formación de dos arcoiris saliendo del mismo sitio, pude tomar una fotografía antes de que desaparecieran (foto 6).

FOTO 6. Panorámica de Tecpán Guatemala, Guatemala (17 horas)

La próxima salida si no pasa nada extraordinario la realizaré entre el viernes 22 y el sábado 23, para regresar el vehículo el domingo 24 de noviembre (2013). Será la última salida del año porque en el mes de diciembre no autorizan la salida de campo con vehículos oficiales.

Qué estén bien todos y todas !!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada